8 alternativas geniales a los típicos cuadernillos de repaso en verano

alternativas a los cuadernillos de repaso
En el post de hoy hablamos de algunas alternativas a los típicos cuadernillos de repaso de verano.

¡Hola, grupo! ¿Cómo lo estáis llevando? ¡Espero que genial! Hace unos días pude ver cómo los escaparates de las librerías y papelerías estaban llenos de los famosos cuadernillos de repaso para volver a estudiar algunas materias durante las vacaciones, y me apetecía dar mi opinión sobre este tipo de recursos y escribir algunas alternativas. ¿Os animáis a leer la entrada? ¡Vamos a ello!

Ha sido un curso escolar lleno de incertidumbre, inseguridades e inquietudes para los niños. La mayoría de ellos han tenido un comportamiento ejemplar y se han esforzado al máximo para superar los obstáculos. Partiendo de esa base, ¿es necesario que en vacaciones se pongan a hacer cuadernillos de repaso?

Creo que se merecen desconectar, hacer actividades que les haga felices, pasárselo bien y disfrutar de su merecido tiempo de descanso, pero aparece el debate: hay familias que piensan que no pasa nada porque los peques hagan una hora diaria los cuadernillos de repaso. Creen que así afianzan conceptos y pueden seguir disfrutando del verano.

Efectivamente, a los peques no les va a pasar absolutamente nada porque dediquen una hora al día a hacer los cuadernillos de repaso, pero hay otras alternativas más divertidas, significativas y amenas para favorecer el proceso de aprendizaje y de asimilar los conocimientos de todo el curso escolar.

¡Por aquí os dejo algunas!

1. Juegos de mesa para favorecer habilidades

Los juegos de mesa son una genial alternativa a los cuadernillos de repaso. Hay de muchísimos tipos y temáticas: para favorecer la atención, el lenguaje, la lógica, la coordinación, la concentración… Son estupendos para fomentar la imaginación y la creatividad de los peques, y para pasar un rato divertido y ameno en familia. Os animo muchísimo a que visitéis alguna tienda de cómics de vuestra ciudad y que os asesoren sobre diferentes juegos de mesa.

2. Actividades y excursiones al aire libre

A los peques les encanta ir al campo e ir de excursiones para conocer nuevos lugares. ¿Sabéis lo muchísimo que aprenden los niños con este tipo de actividades? ¡Pues un montón! Están en contacto con la naturaleza, aprenden nuevas cosas sobre el medio ambiente y sobre animales. Además, estas dinámicas son geniales para favorecer la resolución de problemas, la iniciativa y concienciar a los peques sobre el entorno que les rodea.

3. Cocinar en familia para asimilar conceptos matemáticos

¿Cocinar con peques puede ayudar a que los peques asimilen conceptos matemáticos? ¡Claro que sí! Y de una manera súper fácil. Mientras se cocina con niños, ellos pueden ir repasando de manera divertida cantidades y números. Lo harán de manera significativa y real porque pueden manipular y observar los diferentes alimentos.

Por ejemplo, si estáis haciendo una ensalada, podéis preguntarles: “¿Cuántos trozos de tomate vamos a echar en el plato? También podéis pedirles ayuda para las cantidades de los platos: “¿te animas a echar un poco de lechuga? Y ahora, agrega un poco de sal y vinagre. ¿Crees que hay mucha fruta en tu plato?”

4. Juegos tradicionales para favorecer la actividad física

Hablad con los peques sobre diferentes juegos tradicionales: el pilla pilla, el escondite, el trueque, la zapatilla por detrás, saltar a la comba… ¡todos los que se os ocurra! Cuando se lo hayáis explicado, animarles para que ellos mismos se los cuenten a sus amigos y puedan jugar juntos en la plaza. Mantener el cuerpo en forma y la actividad física es muy importante para el desarrollo de los peques. ¡Y los juegos tradicionales son lo máximo!

5. Libros y cómics para educar en valores

La mayoría de cuadernillos de repaso son para trabajar asignaturas y materias escolares, pero… ¿qué hay de los valores? También es importante que los niños asimilen todos los valores importantes que han aprendido durante el curso escolar. Para ello, los libros/cómics que traten sobre la amistad, el respeto, la tolerancia, la diversidad, la empatía… ¡son absolutamente geniales! Además, los beneficios de la lectura para los niños son infinitos.

6. Actividades culturales y visitas a pueblos cercanos para pasar el día

A mí me parece una idea estupenda que los peques vayan a museos cuando hay alguna actividad concreta para ellos. Les encanta y fomenta muchísimo su curiosidad y las ganas de investigar. Esa curiosidad por aprender y las ganas de investigar son dos habilidades increíblemente importantes que en su futuro les será realmente útil.

Las visitas a pueblos cercanos a vuestra ciudad son geniales para conocer nuevos lugares, para explorarlos, para hablar con gente distinta y observar el entorno. Aprender de los demás y de su día a día también es muy importante. Además, a los peques siempre les hace mucha ilusión ver sitios nuevos y vivir nuevas experiencias.

7. Dinámicas artísticas para mantener despierta la creatividad

No todo es matemáticas, lenguaje e inglés. La educación artística también es muy importante para el desarrollo de los peques, y una gran alternativa a los cuadernillos de repaso. Podéis recoger piedras en el parque y luego pintarlas, podéis hacer diferentes collages con los materiales que elijáis, e incluso plasmar una “obra de arte” en camisetas de colores básicas (esta actividad es súper divertida y a los peques les encanta).

También podéis pedir ayuda a los peques para hacer distintas pulseras de hilo u otros materiales. Personalmente, me parece una actividad genial para también trabajar diferentes seriaciones con colores. Además, les gusta un montón ponerse las pulseras que han hecho y se sienten súper orgullosos de haber ayudado. Y… ¡eso es genial!

8. No hay que olvidar de fomentar y trabajar la educación emocional

La mayoría de cuadernillos de repaso tradicionales no traen actividades para fomentar la educación emocional. Saber expresar las emociones de manera correcta, reconocerlas en uno mismo y en los demás, comprenderlas y gestionarlas adecuadamente es muy importante para el día a día de los peques. Hay películas de animación y juegos de mesa geniales para que la educación emocional ocupe un lugar fundamental en el día a día de los peques.

Os dejo por aquí un post con algunas dinámicas para trabajar la educación emocional y la autoestima con peques de infantil. ¡Y hasta aquí el post de hoy! ¿Qué os ha perecido? ¿Vosotros sois de comprar cuadernillos de repaso para las vacaciones o preferís buscar algunas alternativas? ¡Nos leemos por el blog y por las redes sociales!

Y por supuesto, si sois educadores infantiles y necesitáis algún tipo de asesoramiento, podéis echar un vistazo a mi sección de Coaching para educadores infantiles.

Imagen Freepik

25 Shares:
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You May Also Like